Este artículo también está disponible en:
¡Sí! Simple ofrece cuentas corporativas a empresas.

Para abrir una cuenta de este tipo, el solicitante debe aprobar el proceso de KYC para personas jurídicas:

nombre;
forma jurídica, oficina central (dirección), dirección de la operación real;
número de registro;
un resumen del registro y su fecha de emisión;
un poder autorizado para la persona indicado (en caso de necesidad). La persona autorizada también deberá cumplir con el proceso de verificación de Simple.
¿Este artículo te resultó útil?
Cancelar
¡Gracias!